Génesis 25, 1 - 34

Génesis 24 ▬▬▬ Génesis 26 ►

ABRAHÁN Y SUS DESCENDIENTES

[1] Abrahán tomó a otra mujer llamada Queturá, [2] de la que tuvo los siguientes hijos: Zamram, Jecsán, Madián, Jesboc y Suraj. [3] Jecsán fue padre de Saba y Dedán. Los hijos de Dedán fueron los asuritas, los latusíes y los leumíes. [4] De Madián nacieron: Efá, Efer, Enoc, Abidá y Eldaa. Todos estos fueron descendientes de Queturá. [5] Abrahán dio todo lo suyo a Isaac. [6] A los hijos de las concubinas que tenía Abrahán, en cambio, les hizo regalos, y estando él vivo todavía, los envió más al este, a los paises del oriente, lejos de Isaac. [7] Abrahán vivió ciento setenta y cinco años. [8] Abrahán murió luego de una feliz ancianidad, cargado de años, y fue a reunirse con sus antepasados. [9] Sus dos hijos, Isaac e Ismael, lo se pultaron en la cueva de Macpelá, que está en el campo de Efrón, hijo de Seor el hititaenfrente de Mambré. [10] Esta era la finca que Abrahán había comprado a los hititas, allí fueron sepultados Abrahán y su esposa Sara. [11] Después de la muerte de Abrahán, Dios bendijo a su hijo Isaac, que se fue a vivir cerca del pozo de Lajay-Roi. [12] Estos son los descendientes de Ismael, hijo de Abrahán y de Agar la egipcia, esclava de Sara. [13] Y estos son los nombres de los hijos de Ismael, y son los nombres de sus descendientes: El primogénito es Nebaiot; después vienen Cedar, Adbeel, Mibsam, [14] Misma, Duma, Massa, [15] Jadar, Tema, Jetur, Nafis y Cedma. [16] Estos son los hijos de Ismael y éstos son los nombres de sus pueblos y campamentos. Fueron doce, caudillos de sus respectivas tribus. [17] Ismael vivió ciento treinta y siete años. Luego murió y fue a juntarse con sus antepasados. [18] Sus descendientes permanecieron en la región que se extiende desde Havilá hasta Sur, frente a Egipto, en dirección a Asur. Se mantienen a distancia de todos sus hermanos. [19] Estas son las memorias de Isaac, hijo de Abrahán. [20] Abrahán fue padre de Isaac. Cuando Isaac tenía cuarenta años, tomó por esposa a Rebeca, hija de Betuel, el arameo de Paddán Aram, y hermana de Labán el arameo. Nacimiento de Esaú y Jacob [21] Isaac suplicó a Yavé en favor de su esposa, pues era estéril. Yavé escuchó su oración y Rebeca, su esposa, quedó encinta. [22] Pero como los hijos chocasen entre sí en su seno, ella dijo: "Si esto debe seguir, yo me muero". Y fue a consultar a Yavé. [23] Yavé le dijo: «Dos naciones hay en tu seno; dos pueblos se separarán desde tus entrañas. Uno será más fuerte que el otro, y el mayor servirá al menor.» [24] Llegó el día del nacimiento, y se comprobó que había mellizos en su vientre. [25] El primero que nació era rojizo y tan peludo que parecía un abrigo de pieles, por lo que lo llamaron Esaú. [26] Después salió su hermano, que agarraba con su mano el talón de Esaú, y lo llamaron Jacob. Isaac tenía sesenta años cuando nacieron. [27] Los dos muchachos crecieron. Esaú llegó a ser un experto cazador y un hombre de campo abierto, mientras Jacob era un hombre tranquilo a quien le gustaba estar en la tienda. [28] Isaac quería a Esaú porque le gustaba la caza, pero Rebeca prefería a Jacob. [29] En cierta ocasión estaba Jacob cocinando un guiso, cuando llegó Esaú del campo, muy agotado. [30] Dijo Esaú a Jacob: "Por favor, dame un poco de ese guiso rojizo, pues estoy hambriento" (por eso fue llamado Edom, o sea, rojizo). [31] Jacob le dijo: «Me vendes, pues, ahora mismo tus derechos de primogénito.» [32] Esaú le respondió: «Estoy que me muero, ¿qué me importan mis derechos de primogénito?» [33] Jacob insistió: «Júramelo ahora mismo.» Y lo juró, vendiéndole sus derechos. [34] Jacob entonces dio a su hermano pan y el guiso de lentejas. Esaú comió y bebió, y después se marchó. No hizo mayor caso de sus derechos de primogénito.

Photobucket

[1] Madán, Madián, Saba, Dedán: éstos son nombres de tribus y pueblos de Arabia. Porque los israelitas los consideraban parientes de ellos por la raza y el idioma, quisieron que también ellos fueran descendientes de Abrahán.

[21] Al principio del capítulo doce vimos como los autores del Génesis describían a su antepasado Abrahán como el padre y el modelo de los creyentes. No deja entonces de ser extraño que los Israelitas se hayan llamado los hijos de Israel (o hijos de Jacob) en vez de los hijos de Abrahán. En primer lugar recordemos lo que se dijo en la introducción: la secuencia "Abrahán padre de Isaac, padre de Jacob" no es más que una construcción de esa historia de los primeros padres del pueblo de Dios. Esos tres nombres se conservaban en tradiciones originarias de diferentes regiones, y los personajes correspondientes no habían vivido en la misma época. Abrahán debió haber vivido en el siglo 18 antes de Cristo, Isaac sin duda un poco más tarde, pero en otro rincón del sur de Palestina, en Guerar, y Jacob en el siglo 16 ó 15.Si el nombre de Abrahán fue eclipsado de hecho en la historia de Israel por él de Jacob, se debe probablemente al siguiente motivo: Abrahán era el gran patriarca del sur de Palestina; su punto de arraigo era Mambré, cerca de Hebrón; se lo consideraba como el antepasado de David, el que había reinado en Hebrón. En cambio las tradiciones populares referidas en la Biblia, y en especial aquí, nos muestran a Israel instalado en Palestina central, allí donde, después de la separación, se instalará el poderoso reino de Israel del norte. Fue allí donde la figura de Abrahán pasó a segundo plano y se le dio el primer lugar a Israel-Jacob, para hacer descender de sus doce hijos a las doce tribus. De hecho, representaron a Jacob con trazos más humanos y menos idealizados que Abrahán. Se reconocían mejor en Jacob, el hombre astuto y algo tramposo que en Abrahán, el creyente modelo. Dos naciones hay en tu seno (23). No olvidemos que, en esta historia, cada personaje representa algún pueblo del mismo nombre. Lo mismo como Jacob-Israel era el antepasado del pueblo de Israel, así también Esaú o Edom (25,31) era considerado antepasado del pueblo de Edom, vecino y rival de los israelitas. Dios se ha comprometido con los descendientes de Abrahán, pero se queda libre de escoger entre esos descendientes a quien será el beneficiario de sus promesas. Estas no van al hijo mayor de Isaac, que, según la costumbre, hereda casi todas las prerrogativas del padre. En estos capítulos se dan tres motivos para el rechazo de Esaú: Un primer texto (cap. 25) muestra a Esaú como culpable: él mismo despreció sus derechos sagrados de hijo mayor. Un segundo (26,34) habla de su matrimonio con extranjeras. El tercero (cap. 27) muestra cómo Dios se vale de una trampa de Jacob para lograr sus fines. Los israelitas no tenían tantos escrúpulos respecto a la mentira. Para ellos, la trampa de Jacob demostraba solamente que estaba decidido a conseguir las promesas de Dios por cualquier medio y, con esto, se hacía merecedor de dichas promesas. En Hebreos 12,16, Esaú es presentado como un impío que cambia la bendición de Dios por un plato de comida. ¡Cuántas ocasiones perdemos también en nuestra vida: las estupideces de la vida nos hechizan y nos hacen perder la única cosa que no debe perderse.

Génesis 24 ▬▬▬ Génesis 26 ►

Home

Comentarios