SIRACIDES


1-2-3-4-5-6-7-8-9-10-11-12-13-14-15-16-17-18-19-20-21-22-23-24-25-26-27-28-29-30-31-32-33-34-35-36-37-38-39-40-41-42-43-44-45-46-47-48-49-50 -51

Dos siglos antes de Cristo, Jesús, hijo de Sira, escribió este libro, que es una síntesis de las tradiciones y de las enseñanzas de los sabios.
Era un hombre acomodado y de buena educación. Parece haber estado al frente de una casa importante y con servidumbre. Trató con mucha gente, se dedicó a trabajos y negocios que le resultaron bien y, al final, este sabio confiesa que los libros sagrados son lo que le enseñaron los secretos del éxito. Al escribir el presente libro, quiso compartir con otros lo que había leído en aquellos y, además, comprobado por su propia experiencia.
Escribe algunos años antes de la crisis religiosa de que se habla en los libros de los Macabeos, Muchos de sus contemporáneos se dejaban atraer por la cultura griega y su religión judía les parecía anticuada. El autor quiere mostrarles lo que significa la fe para el que vive dentro de una sociedad humana y se enfrenta con los mil problemas de la vida práctica. En ninguna otra nación hay una sabiduría superior a la del pueble de Dios, porque ahí es donde, por orden divina, la Sabiduría ha venido a habitar. El presente libro muestra como la Ley de Dios lleva a una vida personal y social más humana, más inteligente y más responsable.
Hay dos grandes partes en este libro que pertenece a los Deuterocanónicos:
- los capítulos 1-42 comprenden siete series de sentencias. Cada una empieza por un elogio de la sabiduría. Es especialmente notable el poema sobre la sabiduría del capitulo 24.
- Los capítulos 4351 empiezan por alabar a Dios, cuya sabiduría brilla en el orden del universo, y siguen con la descripción de la sabia actuación de Dios a través de los grandes personajes del Antiguo Testamento.

Comentarios